Nosotros

Nuestra Visión

 

​El suicidio se puede prevenir desde la acción comunitaria

 

​El suicidio es una de las principales causas de muerte en nuestro país y en el mundo, de una magnitud comparable con los accidentes de tránsito y superior a los homicidios. Sin embargo, es un tema del que casi no se habla: no es prioritario entre las políticas públicas, ni tiene una consideración importante en los medios de comunicación, ni el público en general se interesa en conocer al respecto. Esto se debe en parte a dos creencias muy difundidas: que el suicidio es una cuestión individual por lo que nada se puede hacer, y que el suicidio está relacionado con la salud mental por lo que se deberían ocupar los especialistas.

 

Ambas ideas son falsas: los estudios científicos muestran que, si bien el suicidio es una decisión individual, está fuertemente condicionada por el entorno social; y que, aunque algunas veces se puede relacionar al suicidio con problemas de salud mental, estos actúan solo como factores de riesgo, no como determinantes. En todos los casos las interacciones positivas con el medio social tienen un importante papel protector. Por ello, más allá de las acciones que se tomen a nivel profesional desde los ámbitos privados o públicos para la prevención del suicidio, que siempre serán bienvenidas, creemos que una prevención del suicidio efectiva solo será posible si más personas toman conciencia y se comprometen con una prevención comunitaria de la conducta suicida.

 

Ver también: Un cambio cultural para la prevención del suicidio.

​Nuestra Misión

 

Realizar y promover acciones concretas para la prevención del suicidio a nivel comunitario

Son muchas las pequeñas y grandes acciones que todos podemos incorporar en nuestra vida cotidiana y desde el lugar que ocupamos en la comunidad para prevenir el suicidio. Las más importantes son, sin duda, las que se relacionan con la promoción de valores, actitudes y habilidades sociales en favor de la vida. Pero estas, por si solas, no siempre llegan o no son suficientes para algunas personas en algunas circunstancias. Por ello, la asistencia a personas en crisis, que consiste en escuchar, contener y acompañar en la reflexión sobre sus alternativas de vida a aquellos que circunstancialmente lo necesiten, es de importancia crucial en la prevención del suicidio.

 

Ver también: Qué debemos cambiar para una prevención del suicidio efectiva y

 

Todos podemos prevenir un suicidio.

 

Nuestra Tarea

 

Nuestra línea de asistencia al suicida

 

Desde su fundación en 1967 el Centro de Asistencia al Suicida mantiene una línea telefónica de asistencia a personas en crisis gratuita, anónima y confidencial. El tipo de asistencia que brindamos desde la línea no debe confundirse con una intervención profesional. Se trata de un acompañamiento de tipo humanitario para que el consultante se sienta escuchado desde un ambiente amable en el que no será juzgado ni cuestionado por sus decisiones pasadas y donde además se le brindará contención emocional desde una actitud empática, de comprensión y respeto por su situación actual y por sus sentimientos al respecto, pero orientada a la búsqueda de alternativas realistas basadas en sus recursos y sus fortalezas.

 

Ver Nuestra Línea de Asistencia al Suicida.

 

Nuestros cursos de formación en Prevención del Suicidio

La asistencia telefónica a personas en crisis fue siempre nuestra tarea central. Pero sabemos que, aunque miles de personas por año acuden a nuestra Línea de Asistencia al Suicida, esto es muy poco frente a los cientos de miles que sufren pensamientos suicidas. Para lograr una prevención del suicidio comunitaria realmente efectiva no alcanza con una línea telefónica por eficiente que esta sea; necesitamos que muchas más personas se comprometan y se capaciten para la prevención del suicidio y así armar una red de contención social lo suficientemente amplia para que cualquier persona que sufra una crisis emocional sepa a quien recurrir y encuentre la escucha, contención y acompañamiento que necesita. Este es el propósito de nuestros cursos de formación en la prevención del suicidio. Además del curso permanente, de un año de duración, que dictamos para formar a nuestros propios voluntarios, ofrecemos cursos para profesionales, charlas en escuelas y otras instituciones, y participamos de congresos y simposios.

Nuestras charlas abiertas a la comunidad

Todas las personas que de algún modo reciben formación en el Centro de Asistencia al Suicida, desde el lugar que cada una de ellas ocupe en su comunidad y desde su actividad cotidiana, seguramente actuará como preventor de la conducta suicida con más elementos para asistir a quien lo necesite. Sin embargo, esto tampoco alcanza para conformar una red de contención social amplia y compacta que nos proteja a todos. Por ese motivo, el Centro de Asistencia al Suicida siempre ofreció charlas y actividades abiertas a la comunidad que ahora, gracias a las ventajas de la tecnología, podemos llevar a más personas transmitiéndolas por Facebook Live.

Nuestra tarea de difusión

Necesitamos que cada vez seamos más los que de algún modo nos comprometamos con las acciones comunitarias para la prevención del suicidio. Por eso queremos que nuestro mensaje llegue a mucha más gente y para ello usamos todos los medios a nuestro alcance:

En nuestra página web www.asistenciaalsuicida.org.ar recibimos más de 200.000 visitas al año. Administramos uno de los sitios de prevención del suicidio más visitados en todo el mundo. Desde allí hacemos pública toda nuestra experiencia de más de cinco décadas en prevención del suicidio comunitaria.

También mantenemos un blog con publicaciones semanales desde donde informamos novedades de nuestra institución, de la prevención del suicidio en general o brindamos recursos útiles.

Todas esta actividad de difusión también es replicada en nuestras redes sociales: Facebook, Instagram y Twitter.

Y, por supuesto, estamos presentes en los medios masivos de comunicación cada vez que se nos convoca para entrevistas o reportajes.

Nuestro Equipo

Somos una asociación de voluntarios

Todos los que trabajamos en el Centro de Asistencia al Suicida lo hacemos sin recibir otra retribución más que la natural satisfacción por haber podido ayudar. Esto es así para los asistentes telefónicos pero también para los miembros de nuestro equipo profesional, de nuestra comisión directiva y de otras comisiones que realizan tareas específicas como difusión o formación. El voluntariado es un valor central en nuestra institución y nos permite ser coherentes con nuestro mensaje que propone una prevención del suicidio comunitaria.

Para lograr una prevención del suicidio efectiva, que llegue a todos los que lo necesiten en el momento en que lo necesiten, es necesario que más persones adopten una actitud de vida solidaria y estén dispuestos a ceder generosamente una parte de su tiempo para ayudar al otro, ya sea desde instituciones como la nuestra o desde el lugar que les toque ocupar en la comunidad.

 

Ver también: Los ordenes de la ayuda en la prevención del suicidio.

Los asistentes telefónicos

Así como la asistencia telefónica a personas en crisis es nuestra tarea más importante y a la que dedicamos más recursos, los asistentes telefónicos voluntarios son el corazón de nuestra institución. Ellos, por su entrega desinteresada y anónima son la expresión viviente del mensaje que queremos transmitir a la sociedad. Para ser asistente telefónico voluntario del Centro de Asistencia al Suicida es requisito inscribirse y hacer un curso de un año de duración en el que el aspirante recibe la formación teórica que necesita pero, sobre todo, el entrenamiento mediante la técnica de role playing para la función específica que desarrollará. Este curso también sirve como proceso de selección mutua en la que el aspirante evalúa como se siente en el rol de asistente telefónico y la institución si está preparado para la tarea.

 

Más información en Voluntariado.

El equipo profesional

Si bien el Centro de Asistencia al Suicida no es una asociación de profesionales y los servicios que brinda tampoco deben ser considerados como servicios profesionales, debemos aclarar que todas las actividades de asistencia directa, de formación y de difusión son dirigidas y coordinadas por un equipo profesional de amplia trayectoria en la prevención del suicidio que, como todos los que trabajamos en la institución, realizan estas tareas como un voluntariado, es decir, sin recibir una retribución económica por ello.

Los directivos

Desde el punto de vista legal, el Centro de Asistencia al Suicida es una asociación civil sin fines de lucro, por lo que formalmente está integrada por socios. Los roles de socios y voluntarios son muy diferentes. Mientras los voluntarios donan su trabajo a la institución con el fin de ayudar a otros, los socios aportan una cuota social que les da derecho a intervenir en las decisiones internas de la institución. Sin embargo, en la práctica, la mayoría de los voluntarios son socios de la institución por lo que podemos decir que somos una asociación de voluntarios. Los socios se reúnen anualmente en una Asamblea Ordinaria y eligen democráticamente a quienes los representarán. Los directivos tampoco cobran honorarios por lo que la tarea de dirección, por lo que también es un trabajo voluntario, como así también el trabajo de otras comisiones que realizan tareas como difusión, administración y formación.

Nuestros Valores

Somos una institución no religiosa y no política, respetuosa de todos los credos e ideologías

La tolerancia hacia diferentes formas de pensar y de sentir es en sí misma uno de nuestros valores fundamentales. Consideramos que la ausencia de juicios o prejuicios es condición necesaria para la asistencia a personas en crisis. Sin embargo, y sin perjuicio de respetar los valores, las creencias y las ideas de todas las personas, como institución tenemos nuestros propios valores que consideramos necesarios para nuestra tarea.

Valoración de la vida 

 

El pensamiento suicida generalmente implica una pobre valoración de la propia vida que se intenta justificar por ciertas circunstancias o condiciones desfavorables. Aún aceptando y validando estos pensamientos o sentimientos como punto de partida, desde la asistencia a personas en crisis no podemos sumarnos a ellos. Por el contrario, estamos convencidos de que la vida siempre nos brinda alternativas para cambiar lo que se pueda cambiar o para aceptar lo que no. Y que, en definitiva, siempre merece ser vivida.

Respeto por el anonimato y la confidencialidad

 

Las personas que acuden a nuestra Línea de Asistencia a Personas en Crisis lo hacen con la seguridad de que sus nombres y sus historias no serán difundidas. Es una responsabilidad fundamental para nosotros no defraudar esta confianza y así permitir que el consultante pueda hablar libremente; como así también proteger a los voluntarios mediante un sistema de doble anonimato.

Voluntariado

 

Creemos fundamentalmente en la ayuda solidaria, en esa capacidad tan humana de identificarnos con nuestros semejantes, sentir compasión por ellos y brindarles ayuda sin esperar nada a cambio. El voluntariado es para nosotros una forma de expresar la solidaridad. Pero además, ser voluntario significa orientar la ayuda solidaria en forma organizada desde una institución. Así las ganas de ayudar se comparten y se multiplican logrando impactos personales y sociales que ninguno de nosotros hubiera podido alcanzar por si solo.

Nuestra Historia

Más de cinco décadas cuidando la vida

El Centro de Asistencia al Suicida fue la primera asociación civil para la prevención del suicidio en nuestro país. Fue fundada en 1967 por iniciativa de dos médicos del Hospital de Clínicas tomando como base experiencias similares que estaban apareciendo en Europa y Estados Unidos en respuesta al aumento en los índices de suicidio ocurrido luego de la segunda guerra mundial.

 

Desde entonces han ocurrido varios cambios en las formas en que desarrollamos nuestras tareas, pero los valores fundamentales que nos dieron origen como la solidaridad, el voluntariado, el anonimato, la confidencialidad, la tolerancia y el respeto por el otro permanecen intactos.

 

Ver también Evolución Institucional.

Nuestro financiamiento

Nuestra institución es independiente del Estado y de otras organizaciones

Nuestra organización requiere de pocos recursos materiales para su funcionamiento ya que todas las tareas que realizamos se llevan a cabo mediante el trabajo generoso de voluntarios que no reciben una compensación económica a cambio. Ellos son nuestros principales aportantes. Nada de lo que hacemos sería posible sin el tiempo y la dedicación que donan a la institución e indirectamente a toda la comunidad.

Sin embargo, como toda institución necesitamos dinero para funcionar y para crecer ayudando a cada vez más personas con un servicio de mejor calidad. Nuestros principales gastos son:

-En difusión, para que más personas conozcan nuestro mensaje.

-En servicios de telefonía e Internet, para mantener nuestra Línea de Asistencia a Personas en Crisis.

Estos y otros gastos necesarios se financian con:

-Aportes de los socios de nuestra institución.

-Donaciones de particulares que apoyan nuestra causa y nuestra tarea. Más información en Donar al Centro de Asistencia al Suicida.

- Los aranceles de los cursos no gratuitos que realizamos. Ver Curso de Introducción a la Suicidología.

- Eventualmente y en mucha menor medida hemos recibido también donaciones del Estado, de empresas o de otras instituciones, pero solo aceptamos donaciones desinteresadas que no nos obliguen a condicionamientos de cualquier tipo.

 

La transparencia en el uso de este dinero y la seguridad de que sea utilizado solamente para tareas de prevención del suicidio es auditada por la comisión directiva, una comisión revisora de cuentas, un servicio de auditoría externo y en última instancia por la IGJ.

Colaboran con el Centro de Asistencia al Suicida:

1/2

Línea de prevención del suicidio: tel:135 (línea gratuita)

(011)5275-1135 o 0800 345 1435 desde todo el país

  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon
  • Twitter Social Icon

Si Usted también quiere colaborar, su aporte desde solo $ 50, hará que podamos brindar mejor asistencia a cada vez más personas que la necesitan. Ingrese aquí para registrar su donación.